Nosotros sábado 16 de abr 2005, 11:22am - nota 1 de 23

PSIQUIATRIA / ADULTOS NEURÓTICOS

Por: Dr. Fernando Villa Hernández (Psiquiatra)


El término neurótico es herencia del pensamiento imaginado por Freud, las clasificaciones médicas actuales la denominan ?trastorno de personalidad?, el concepto de cualquier manera no es concreto y amerita ser analizado en forma profunda y subjetiva, la personalidad madura es difícil redefinir ya que significa el haber logrado la cristalización de todo el potencial heredado tanto intelectual como emocional, la pregunta obligada es cuáles son estas capacidades y en qué grado las tenemos, la respuesta es difícil y depende del conocimiento de la naturaleza biológica del hombre, el Dr. José Luis Patiño psiquiatra mexicano al que tuve oportunidad de escuchar como maestro comentó que la salud mental es una estrella polar a la que deberíamos dirigir nuestra personalidad, cada individuo puede estar a una distancia diferente de ella, es importante aclarar que con frecuencia se comete el error que relacionar salud mental con la cercanía que se tenga con la personalidad ?modelo? vigente en determinado lugar y época, es común que se diga neurótico y hasta loco al que en forma sana se encuentra alejado del modelo convencional.

Cuando al nacer no existe algún factor heredado, nutricional o circunstancial que implique un daño cerebral los recién nacidos son psicológicamente sanos, el potencial genético está preparado para que con el tiempo y el ambiente adecuado se cristalice, los estímulos de la enseñanza y la prevalencia de determinadas emociones ayudan o estorban a que esto suceda, la salud general y el tipo de nutrición participan para que los programas heredados se logren, se pierdan o distorsionen.

La educación no sólo la escolar sino la que apoya la formación de la personalidad heredada es importante para intentar acercarnos a la estrella polar mencionada, el ambiente económico, cultural y social ayuda o estorba para lograr tal objetivo, es evidente que la capacidad natural para tolerar ambientes adversos es diferente en cada individuo por lo que la naturaleza puede determinar el resultado final.

Cuando la personalidad se daña se produce el trastorno de personalidad (antes neurosis) que se inscribe en la clasificación de trastornos mentales, se caracteriza por exaltación anormal de las emociones como ansiedad, depresión, poca tolerancia a la frustración, dificultades para disfrutar la vida y disminuida capacidad para relacionarse con los demás, en especial con la familia, compañeros de trabajo o amigos, de acuerdo al tipo de personalidad el trastorno puede ser histérico, ansioso, deprimido, hipocondríaco, obsesivo, esquizoide, paranoide o explosivo, dependiendo de la intensidad del trastorno es el sufrimiento de la persona y las dificultades de demás cuando se relacionan con ellos.

Una de las características fundamentales del trastorno es la gran dependencia que existe respecto a los demás y la poca tolerancia para tolerar los problemas normales, es normal que existan sanas diferencias entre los humanos lo que favorece o no la empatía, la franca e intensa antipatía a las personas diferentes es otra manifestación de neurosis.

La neurosis o trastorno de personalidad es causada por una insuficiente evolución del cambio de la infancia a la edad adulta, los niños en forma sana dependen de los adultos, la adolescencia es un proceso frecuentemente doloroso de independencia que cuando evoluciona felizmente desemboca en la personalidad adulta capaz de valerse por sí mismo y tener el impulso de proteger a los demás en especial a la pareja y a los hijos, en el proceso pueden presentarse distorsiones acumulando frustración, desconfianza, ansiedad, depresión e ira que hacen del adulto una persona que no funciona sanamente o bien tienen dependencias infantiles que los imposibilita para la función de padres o esposos ya que continúan con la necesidad de ser hijos.

En la actualidad los factores adversos como los favorables se presentan con gran fuerza lo que produce la posibilidad de que la neurosis o de madurez se puedan dar con bastante claridad, la educación formal desde primaria hasta la universidad permite mayor posibilidad de lograr desarrollo intelectual lo que ayuda a la madurez, el conocimiento más amplio y profundo de la realidad erradica errores y pensamientos primitivos, los medios de comunicación permiten un conocimiento global, favorece la comunicación con personas de culturas diferentes logrando disminuir el miedo, desconfianza y prejuicios respecto a otros seres humanos, sin embargo las personas que gozan de las ventajas económicas, la cultura y tecnología continúan siendo la minoría privilegiadas de los países subdesarrollados y en los desarrollados a pesar de contar con recursos la educación sigue siendo tradicional, prejuiciosa y en los peores casos tendenciosa sustentando ideas que apoyan creencias y formas de vida primitivas y enajenantes.

Durante el transcurso de la vida una persona puede tener desviaciones del pensamiento y de las emociones desde la infancia, al aprender información equivocada o mentirosa, usar técnicas de enseñanza potencialmente destructivas o no tomar suficientemente en cuenta la tendencia natural de la personalidad incipiente intentando moldearlo a un particular modelo se comienza a detener y a distorsionar las capacidades que genéticamente existen, en la adolescencia la fuerza social de los intereses y estilo de vida puede obscurecer la razón y empujar a la adquisición de costumbres inadecuadas para el sano e integral desarrollo humano, el pensamiento mágico de los grupos primitivos y el obsesivo consumismo de los industrializados son ejemplos de cómo la sociedad daña al individuo, en los adultos logros y distorsiones de la personalidad ayudan o bloquean a las nuevas generaciones, los adultos en general tienen pensamientos rígidos, la adaptación al esquema del trabajo y de la sociedad los favorece con sus ventajas y limita con sus errores, las responsabilidades del adulto son múltiples ya que tiene compromisos con su familia, trabajo y sociedad, la fortaleza o debilidad de la personalidad pueden hacerse evidentes con las fallas en alguna o todas las áreas de responsabilidad, los adultos tienen grandes riesgos de sufrir emocionalmente por la necesidad exagerada de ser atendidos y tomados en cuenta, por la incapacidad de tolerar la frustración y la poca fuerza para mantener relativa calma a pesar de los problemas que son frecuencia existen.

Los adultos neuróticos son agresivos, destructivos, controladores, celosos, manipuladores, obsesivos, irracionales, exigen atención y amor en forma infantil, no son capaces de buscar la seguridad y felicidad de los demás en especial de su familia (aunque para justificarse así lo creen y lo dicen), viven emociones crónicas de frustración, ansiedad, depresión e ira, se dejan conducir por ideas llamativas sin poder discernir con eficiencia su veracidad (sugestionables).

El ser humano nace como un gran potencial sano, el entorno con frecuencia lo detiene o distorsiona, la ?crianza? adecuada hasta los diez años protege para que los errores y elementos enfermizos sociales no determinen el resultado del crecimiento y salud mental de las personas, la búsqueda de la estrella polar de la salud y madurez mental debe ser el principal objetivo de la sociedad y la persona.

RECOMENDAMOS
Ordenar en línea Edición impresa + Internet
pulse: a para ver nota anterior, s siguiente, i para ir al inicio, f para ir al final.

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
Síguenos en:

Hay 666 usuarios registrados en línea. »IR AL CHAT