Durango martes 1 de mar 2005, 11:22am - nota 1 de 19

Contaminación, grave problema en Durango

Por:


El 90 por ciento de las inspecciones tienen que ver con el cuidado, protección y utilización sustentable del recurso forestal del estado

Padece Durango graves problemas de contaminación ambiental por la falta de tratamiento de las aguas residuales, el tratamiento inadecuado de los desechos biológico-infecciosos de los hospitales y porque el 90 por ciento de la basura que se genera en la entidad se arroja en basureros a cielo abierto.

Luego de reconocer la grave problemática que se tiene en el estado, el delegado de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) Paulino Córdova Quiñónez asegura que la dependencia a su cargo ha logrado un posicionamiento más fuerte entre la sociedad y basa su afirmación en el aumento de las denuncias que se han hecho llegar por acciones que afectan nuestro entorno.

El funcionario federal hace un breve recuento de las acciones que se llevan a cabo para mejorr el medio ambiente y frenar hasta donde sea posible la contaminación ambiental.

¿Cuáles son los problemas torales que recaen en Durango?

Siendo Durango la primera reserva forestal del país, los problemas en materia forestal son una gran carga sustantiva para la Profepa; en recursos naturales, el 90 por ciento de las inspecciones tienen que ver con el cuidado, protección y utilización sustentable del recurso forestal.

Otro sería el cuidado y la protección del recurso cinegético de Durango, la vida animal, las especies protegidas y la contaminación al suelo y la atmósfera, los cuales tienen ocupados la mayor parte del tiempo.

Uno de los problemas más importantes es la falta de cultura entre la sociedad, falta de conocimiento de la normativa por parte de los que tienen recursos que cuidar. Ésos son los principales problemas.

Cuando se hacen inspecciones en la industria forestal se encuentra que gran parte de los aprovechamientos irregulares no es grave.

Sin embargo, existe un enorme problema en la generación de residuos peligrosos, el confinamiento, el tratamiento. Además, están trabajando en la inspección de talleres mecánicos, es un asunto que no se le había puesto la atención suficiente, pero que es un problema verdaderamente grave.

Se han realizado análisis de las actuaciones que se hicieron el año pasado, se inspeccionaron y verificaron, alrededor de 120 talleres, que es un porcentaje mínimo del padrón que se tiene en Durango.

De todos éstos, el diez por ciento maneja adecuadamente sus residuos, aceites, grasas; el otro 90 por ciento hace un tratamiento inadecuado, los están enviando a la red de drenaje, se están contaminando suelos naturales o los están reutilizando de manera adecuada, quemando y de esta manera impactando a través de emisiones a la atmósfera.

En los talleres se generan 32 mil 500 litros mensuales de aceites y lubricantes en Durango; esto implica que en su gran mayoría no sabemos qué están haciendo con ellos.

No encontramos una estructura adecuada en Durango para que la recolección de este tipo de residuos pueda ser la adecuada, no hay empresa en Durango que tenga interés de hacer el servicio de recolección de los aceites y grasas, porque está demasiado pulverizado el sector, no representa una situación de beneficio empresarial el tener que salir y recolectar en los 650 talleres registrados en Durango.

El año pasado, de las 120 inspecciones que hicieron en los talleres, tuvimos que sancionarlos con casi 700 mil pesos, equivalentes a ocho mil pesos por taller. Entonces, se tienen que salvar los establecimientos industriales, las fuentes de empleo que estos establecimientos generan.

¿Cuál es la propuesta para abatir la problemática del sector ambiental?

La propuesta fundamental es una, que generemos una nueva normativa estatal que nos permita estar más adecuadamente tratando esto.

Otra, que aceleremos los trámites que se tienen que dar para que el Municipio tenga que ser recolector de este tipo de residuos, y que estos residuos puedan ser utilizados en los procesos de otra industria.

Tenemos la gran posibilidad de abatir porcentualmente el problema de la generación de aceites. Ahí van dos propuestas prácticas que le hemos hecho ya, una al delegado de la Semarnat, Luis Alfredo Rangel Pescador; al propio secretario, Alberto Cárdenas; y otra al Presidente de la Comisión de Ecología del Congreso del Estado.

Aunque gran parte del trabajo se tiene que encaminar a la concientización y sensibilización de los dueños de los talleres.

Estamos en coordinación con el Congreso del Estado; para antes del 15 de marzo tendremos el inicio de una serie de talleres y mesas de trabajo con los propietarios de talleres para que podamos hablar del conocimiento general de la norma. Luego, hablar sobre temas que tengan que ver con el conocimiento práctico del tratamiento de los aceites y lubricantes.

Nosotros tenemos el cómo hacerlo, el conocimiento de la norma, de los procedimientos adecuados, y el poder de convocatoria del Congreso local, las autoridades municipales y estatales. Lo que queremos es que este tipo de esfuerzos coordinados nos ayuden para ir impactando positivamente, que sepan en muchos casos que hay una norma, que hay asuntos que tenemos que observar y que hay una manera adecuada de tratar este tipo de residuos, que tradicionalmente no había importado.

Otra alternativa es revivir en Durango la aplicación de empresas prestadoras de servicios que se encargan de recolectar estos residuos para darles un tratamiento de reciclamiento o un destino final en otros lugares, inclusive de la República.

Otros de los asuntos que estamos trabajando respecto a residuos peligrosos son los biológico-infecciosos, los que se generan en centros hospitalarios y laboratorios, y que tradicionalmente se venían tratando de manera indolente.

Hay una generación de residuos biológico-infecciosos del orden de 40 toneladas al mes. Se cuenta con una norma que fue reformada el año pasado; de alguna manera hoy se puede dar a conocer a quienes tienen que cumplir con ella, los criterios, porque hay algunos que luego se dificultan para la interpretación.

Se tienen que poner de acuerdo las autoridades municipales y las federales en la recolección, porque luego los mezclan con la basura común, por lo que hay problemas de que llegan esos residuos a los tiraderos y ahí ya es grave.

En este caso sí existe la posibilidad de una empresa que está recibiendo los residuos, está tratándolos, pero, desgraciadamente, tampoco existe la voluntad completa de quienes de alguna forma están haciendo la clasificación y el confinamiento en los centros hospitalarios.

Se han tenido tres reuniones con los directivos de los centros hospitalarios más importantes del estado, como el IMSS, ISSSTE, Hospital General y se han analizado una serie de procedimientos desde el punto de vista técnico para definir responsabilidades de los encargados de hacer la clasificación de esos residuos.

Se realizan con el IMSS e ISSSTE mesas de trabajo para darles a esas personas la posibilidad de conocer más adecuadamente el daño que se podría generar con clasificación inadecuada de los residuos.

¿De qué manera se genera el problema en clínicas y sanatorios pequeños?

El problema realmente está en los hospitales grandes del sector público; voy a comentar que hemos hecho un esfuerzo importante por aclarar ese tipo de situaciones. Era algo que también considerábamos al inicio del año pasado.

Preocupaba sobremanera la actividad; sin embargo, el 80 por ciento de los laboratorios de Durango están certificados como industria limpia, es decir, que no tienen ningún tipo de posibilidades de impactar al medio ambiente a través de algunos de sus procesos; que cuentan con el contrato con la empresa recolectora de residuos y confinarlos; que cuentan con un adecuado manejo de sus residuos, entre otros.

El 90 por ciento de las clínicas particulares está dentro del Programa de Auditoría Voluntaria, están monitoreadas por la Profepa, lo que nos permite saber que ahí no está la dificultad. Los problemas realmente están en el IMSS, ISSSTE y Hospital General.

Éstos tenían incineradores para algunos asuntos específicos, los residuos biológico-infecciosos se están fugando de los procesos internos; es ahí donde tienen problemas operativos.

De las 40 toneladas generadas, 2.5 corresponden a clínicas particulares en su totalidad; el resto es IMSS, ISSSTE y Hospital General. Los delegados de las instituciones han mostrado disposición para que las cosas se compongan.

¿Cuáles son los problemas en los municipios?

Los confinamientos de residuos sólidos, sus basureros; en todo el país solamente el ocho por ciento de los tiraderos están dentro de la norma, los demás están haciendo procesos de quema y entierros que están perjudicando al medio ambiente.

En el estado únicamente Gómez Palacio, Lerdo y Durango manejan sus residuos sólidos de manera adecuada; todos los demás están fuera de la norma.

En Vicente Guerrero existe un problema grave. Se iniciaron pláticas con los presidentes municipales pidiéndoles que ellos de manera natural hagan las mejoras y adecuaciones para que sus confinamientos sean adecuados.

¿Cómo hacerle, si realizar acciones tiene costos? Un presidente municipal prefiere meter 200 metros de drenaje que hacer un hoyo para enterrar la basura

Una disposición del Secretario de Semarnat es que nosotros hagamos esta labor de acercamiento con los ediles, para que ellos reciban información de los programas de apoyo, infraestructura a este tipo de obras de beneficio ambiental.

Semarnat en estos momentos tiene una cantidad importante de programas con el objetivo de apoyar con la gestión de recursos de la Federación para este tipo de obras; lo que estamos haciendo es hablar mucho con ellos respecto a la jornada de Un México Limpio, y que hay recursos para que los ayuntamientos puedan obtener, ?jalar? recursos adicionales para este tipo de obras.

¿Existe desconocimiento de los presidentes municipales respecto a los programas, por lo que no aprovechan los recursos federales?

En muchos casos sí. Hay desconocimiento de algunos programas de apoyo, infraestructura y de apoyo financiero que son prioritarios para el Gobierno Federal, que pueden de alguna manera ayudar en la realización de estas obras. Me refiero como ejemplo a los programas de Auditorías Voluntarias, que con el certificado permite que los créditos sean mucho más fáciles de obtener.

Durante la administración del presidente Vicente Fox, se ha destinado una enorme cantidad de recursos que antes no se tenían porque es importante que la sensibilización se dé y también que quien tiene que cumplir con alguna normatividad de desarrollo sustentable encuentre apoyo del Gobierno Federal.

¿Cómo se encuentra la contaminación en los ríos?

Hay un enorme interés en lo que es el río Mezquital, el mismo Tunal, porque hay la presunción de que el agua está altamente contaminada; iniciaremos una serie de trabajos coordinados entre diversas dependencias del sector para hacer un monitoreo para ver si es real la contaminación y cuáles son las causas.

Debido a las reformas de la Ley de Aguas Nacionales que sufrió a mediados del año pasado, tenemos facultades para hacer inspecciones en este tipo de asuntos.

No podemos negar que también hay falta de infraestructura en el tratamiento de aguas residuales; con respecto a la contaminación de ríos no me atrevería a dar un balance general en el estado. Es una situación que corresponde a la CNA; lo que sí les puedo decir es que desde el año pasado se realizan verificaciones.

En el río El Tunal las inspecciones han permitido ver que lo que ha motivado a una contaminación de carácter orgánico y natural por el mismo paso del agua, se ha hecho algunas limpias demasiado irregulares, es decir, se ha tumbado recurso forestal a las orillas del río y eso ha permitido que haya una contaminación de manera natural. Eso sí lo tenemos localizado, lo estamos evitando el derribo de arbolado y es a donde hemos entrado; cada vez nos tenemos que coordinar más Profepa y CNA en el cuidado y protección de los mantos acuíferos.

¿El Saltito está bajo sospecha de que se encuentre contaminado gravemente?

Sí existe la sospecha de que se encuentre contaminado. No hay confiabilidad en esa zona. Las empresas, el río, todo contribuía a una contaminación, ya sea de tipo biológico, como es el caso del río, porque también se observó mucha concentración de detergentes, se saturaban mucho las descargas de aguas de uso doméstico. Todo viene de donde inicia la presa Guadalupe Victoria, ese trayecto está todo limpio, pero como va pasando por diferentes poblaciones se va saturando.

Sin embargo, El Saltito traía una contaminación exagerada, sobre todo de detergente, eran montañas de espuma. Sin embargo, en el río Tunal se ha ido regenerando flora y fauna, aunque de manera lenta.

Durante la actual temporada cinegética, ¿qué resultados arrojó la inspección?

Afortunadamente, de las 48 UMAS que tenemos en el estado tuvimos un comportamiento adecuado. Se les pidió a los titulares de las UMAS que ayudaran con la observación permanente de irregularidades, que comparativamente con otras temporadas pudimos obtener una ayuda de información muy oportuna que nos permitía hacer tiros de precisión respecto a la inspección y vigilancia.

Antes teníamos que monitorear, hacer la inspección a ver dónde encontrábamos algo en las diferentes zonas donde tradicionalmente se realizaba caza furtiva; hoy afortunadamente con el sistema que la norma ha establecido, tenemos focalizados en dónde se encuentran los problemas.

Donde no hay autorizaciones es donde de alguna forma estamos orientando nuestra tarea; hemos hecho algunas recomendaciones a la propia Dirección General del Vida Silvestre de la Profepa y Semarnat para que haya algunas modificaciones al reglamento.

El saldo es muy positivo, solamente en dos asuntos podemos configurar la necesidad de levantar actas circunstanciadas a cazadores que no contaban con sus autorizaciones. Es un mérito de los involucrados en el asunto de la actividad cinegética, como los presidentes municipales, titulares de las UMAS, pero sobre todo de los integrantes de los Comités de Vigilancia Participativa que hemos integrado en las diferentes regiones del estado.

RECOMENDAMOS
Ordenar en línea Edición impresa + Internet
pulse: a para ver nota anterior, s siguiente, i para ir al inicio, f para ir al final.

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
Síguenos en:

Hay 775 usuarios registrados en línea. »IR AL CHAT