Espectáculos miércoles 28 de jul 2004, 11:22am - nota 13 de 17

Actor porno Nacho Vidal sufre de soledad

Por:


SUN-AEE

MÉXICO, DF.- Modesto el hombre, pero honesto: “Tener una gran polla -25 centímetros- sólo me ha servido para que hablen más de mí, pero lo más importante para ser un actor porno es tener el carisma suficiente como para enamorar a una mujer en escena y te dé lo mejor de sí”.

Desde una habitación ubicada en el piso 18 de un hotel en la Zona Rosa de la ciudad de México, el actor porno español Nacho Vidal confiesa que, a pesar de haber tenido sexo con más de cuatro mil mujeres –“o mil, o dos mil, qué más da, cada quien da una cifra”-, padece soledad.

Está en el Distrito Federal como invitado de lujo del primer Festival Erótico de México, que se llevará a cabo del 29 de julio al primero de agosto en la Sala de Armas de la Magdalena Mixhiuca.

A las 17:00 horas del domingo primero, el actor presentará su biografía, Nacho Vidal, escrita con David Barba, que este año salió a la venta en España. En el libro, el sucesor de Rocco Siffredi narra episodios de su vida que en poco o nada tienen que ver con las historias que presenta en la pantalla.

“No es lo que mucha gente esperaba de la vida de un actor porno. Es una historia de una familia que está muy bien situada, de repente el padre lo pierde todo y la madre tiene que estar limpiando en casas para salir adelante”.

Desde pequeño, Vidal supo que quería ser rico para “comprar tu tiempo y hacer lo que quieras. El dinero siempre me ha servido para pagar mi tiempo, estar con mi gente y hacer lo que se me da la gana”.

A los 13 años se salió de la escuela. Consiguió un trabajo nocturno, rodeado de gente mayor a la que escuchaba con atención. Durante dos años fue militar profesional en el norte de África.

“Era la época de la guerra de Bosnia y no quería que mi madre llorara todas las noches. Me retiré a la vida civil y puse una empresa de transportes. Mi trabajo consistía en estar sentado en la playa con un teléfono móvil dando órdenes”.

A los 21 años conoció a una persona que se dedicaba a la prostitución e ingresó a la industria del porno, pero no fue fácil.

“Empecé en un teatro haciendo sexo en vivo. Había alrededor de 300 personas bebiendo alcohol que chillaban: fóllatela, fóllatela. Y si no empalmabas te decían mari… Tienes que concentrarte, erectar y tener relaciones con esa chica y eyacular a los 15 minutos. A las dos semanas me acostumbré. Era un trabajo que hacía dos veces al día, de lunes a sábado, como ir a la fábrica”.

Nunca ha sentido miedo, pero varias veces ha sentido ganas de retirarse. Tiene casa, pero nunca vive en ella. Tiene novia, una modelo, desde hace un año y medio, pero casi no la ve. Piensa retirarse a los 33 años, aunque sabe que los planes siempre son relativos.

“Siempre he querido ser padre y nunca lo he conseguido - concluye-. En mi mente está el tener una casa, criar caballos, tener un jardín, tus hijos, tu mujer. Tener sólo sexo te hace sentir vacío. Y es que quieres quedarte en un sitio fijo. Aunque mucha gente se sorprenda, soy una persona que cree en el amor por encima de todo”.

RECOMENDAMOS
Ordenar en línea Edición impresa + Internet
pulse: a para ver nota anterior, s siguiente, i para ir al inicio, f para ir al final.

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
Síguenos en:

Hay 234 usuarios registrados en línea. »IR AL CHAT